Los días de sol y el buen clima resultan estimulantes para realizar entrenamientos al aire libre. Sin embargo, hay que practicarlos teniendo en cuenta ciertas precauciones para evitar sobrexigir a nuestro cuerpo. Por eso, te compartimos algunas recomendaciones para que puedas anticiparte, prevenir y prepararte, garantizando un ambiente seguro y una actividad saludable para vos y los tuyos.

Por eso te recomendamos:

  • Evitá realizar actividades físicas entre las 10 y las 16 horas dado que son los horarios de mayor temperatura.
  • Aplicá protector solar en todas las zonas de exposición al sol media hora antes de la actividad. No olvides zonas calvas, orejas, labios y empeines. Si sudas o te mojas, reaplicá cada 2 horas.
  • Utilizá lentes de sol con protección UV.
  • Aplicá gel postsolar y cremas hidratantes luego de la exposición al sol.
  • No olvides llevar gorra o humedecer tu cabeza.
  • Usá ropa liviana, de colores claros y que retengan la humedad.
  • Hidratate previo, durante y posterior a la realización de la actividad física.
  • Incluí, también, bebidas rehidratantes para reponer sales minerales y carbohidratos.
  • Son reconocidos los beneficios de la natación debido a su bajo impacto sobre los huesos y las articulaciones por ello te recomendamos aprovechar a realizar actividades físicas tales como natación o clases de aquagym.

IMPORTANTE: En esta época del año muchos lugares están rodeados de piletas. Es muy importante evitar que bebas, niños y adultos que no sepan nadar merodeen por estos sitios sin supervisión adulta.  Además, te recomendamos nunca permanecer en piletas, playas o espacios lacustres en los que no exista presencia de guardavidas.

Cuidados generales

Las altas temperaturas afectan sobre todo a los grupos vulnerables como los bebes, niños y ancianos. Es muy importante extremar las medidas de precaución anteriormente nombradas sobre ellos para evitar:

  • Deshidratación.
  • Golpe de calor.
  • Quemaduras por exposición al sol.
  • Insolación.
  • Accidentes o ahogamientos.

RECORDÁ: Anticipá, prevení y prepárate.

Tres simples acciones pueden garantizarte un ambiente seguro y un  verano inolvidable para vos y los tuyos.