El Día Mundial contra el Cáncer de Cuello Uterino es una oportunidad para aumentar la conciencia y llamar la atención sobre el hecho de que todos, a nivel individual y colectivo, podemos ayudar a prevenir y controlar el cáncer. El cáncer se puede prevenir y controlar mediante la aplicación de estrategias basadas en la evidencia para la prevención, tamizaje y detección temprana, tratamiento y cuidados paliativos.

 

Factores de riesgo.

Los factores de riesgo modificables más comunes son:

  • El consumo de tabaco.
  • Baja ingesta de frutas y hortalizas.
  • Uso nocivo del alcohol.
  • Falta de actividad física.
  • Infecciones crónicas del virus del papiloma humano (VPH) -para el cáncer de cuello de útero-, hepatitis B y C -para el cáncer de hígado- y H. pylori -para el cáncer estómago.

 

Prevención.

Se estima que un 30 a 40 por ciento de los cánceres se podrían prevenir reduciendo estos factores de riesgo. Se pueden poner en marcha políticas para apoyar las opciones de estilos de vida saludables, y hacer que estos sean la elección más fácil para las personas. Muchos otros tipos de cáncer, especialmente cáncer de cuello uterino, de mama y colorrectal, pueden detectarse tempranamente y ser tratados eficazmente a través de programas organizados de tamizaje y detección temprana y acceso al tratamiento oportuno del cáncer.

La campaña del Día Mundial contra el Cáncer 2017 requiere un esfuerzo conjunto de gobiernos, organizaciones no gubernamentales y organizaciones de la sociedad civil para promover acciones e inversiones en áreas como el control del tabaco, la promoción de estilos de vida saludables, el tamizaje y detección temprana del cáncer y la mejora de los servicios para el tratamiento del cáncer, así como de los cuidados paliativos cuando la cura no es posible.

La OMS recomienda:

  • Trabajar en la mejora de la calidad de los servicios de detección y diagnóstico de cáncer con un enfoque en la detección temprana de cáncer de mama y cervical.
  • Mejorar la calidad de la radioterapia y el acceso a fármacos de quimioterapia asequibles y esenciales para el tratamiento del cáncer.
  • Ampliar el acceso a los programas de cuidados paliativos y los opioides para el alivio del dolor y el tratamiento de los síntomas.
  • Trabajar con los gobiernos para garantizar un acceso equitativo a los servicios de salud para todos los pacientes con cáncer, con el objetivo de reducir sus gastos sanitarios catastróficos y mejorar la calidad de vida y las oportunidades de supervivencia.

FUENTE:

Organización Panamericana de la Salud

http://www.paho.org/

Leave Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

clear formSubmit