¿Qué es?

El dengue es una infección vírica trasmitida por la picadura de las hembras infectadas de mosquitos del género Aedes aegypti. El contagio solo se produce por la picadura de mosquitos infectados, nunca de una persona a otra, ni a través de objetos o de la leche materna. Los síntomas aparecen entre 3 ­– 14 días después de la picadura infectiva.

¿Cuáles son los síntomas?

Los mismos son:

  • Fiebre elevada
  • Dolor de cabeza muy intense
  • Dolor detrás de los ojos
  • Dolores musculares y articulares
  • Nauseas y vómitos
  • Cansancio intenso
  • Agrandamiento de ganglios linfáticos o sarpullidos

¿Qué hacer ante la presencia de síntomas?

Se debe acudir al médico para recibir el tratamiento adecuado y no automedicarse. No hay ningún tratamiento específico contra esta enfermedad. El dengue grave es una complicación potencialmente mortal, pero su diagnóstico clínico precoz y una atención clínica cuidadosa por personal médico y de enfermería experimentado suele salvar la vida de los pacientes.

¿Cómo puede prevenirse?

Como no existen vacunas ni medicamentos que curen el dengue lo mas importante es la prevención. Para poder evitarlo se recomienda:

  • Eliminar todos los criaderos de mosquitos, es decir, de todos los recipientes que contienen agua tanto en el interior de las casas como en sus alrededores. Si los mismos no pueden eliminarse dado a que porque se usan de modo frecuente debe evitarse que acumulen agua, dándolos vuelta (baldes, palanganas, tambores) o vaciándolos frecuentemente (porta macetas, bebederos) y limpiándolos con una esponja a esponja a fin de desprender los huevos de mosquito que puedan estar adheridos.
  • Cambiar el agua de bebederos de animales con frecuencia.
  • Rellenando los floreros y porta macetas con arena húmeda.
  • Manteniendo los patios limpios y ordenados y los jardines desmalezados.
  • Limpiando canaletas y desagües de lluvia de los techos.
  • Tapando los tanques y recipientes que se usan para recolectar agua.

Asimismo, es importante prevenir la picadura del mosquito:

  • Utilizar siempre repelentes siguiendo cuidadosamente las recomendaciones del envase (renovar su aplicación cada tres horas, colocar 15 minutos previos al protector solar)
  • Utilizando indumentaria de colores claros que cubra los brazos y piernas, especialmente durante las actividades al aire libre.
  • Colocando mosquiteros en puertas, ventanas y entradas de aire.
  • Protegiendo cunas y cochecitos de bebés con telas mosquiteras.
  • Utilizando repelentes ambientales como tabletas y espirales.

El dengue esta presente en nuestro país, prevenirlo es tarea de todos.